Mi experiencia en Unión Vecinal II

Fecha: 21-09-2009 11:30 PM

Por: William Requejo Orobio

Por: Zoraida Pacheco de Martínez
Hacer un recuento de mi experiencia en Unión Vecinal Para la Participación Ciudadana, es también hacer un recorrido por muchas emociones que he vivido en estos últimos tres años, a raíz de mi encuentro con un grupo de personas dedicadas al trabajo con la gente sin mas beneficio que la satisfacción de hacerlo bien.

Llegué a la organización a través de un amigo que me invitó para dictar un taller en una comunidad en Caracas… en ese momento se trató sólo de eso: dictar un taller en el 23 de Enero. La experiencia del taller fue placentera y gratificante, pero mi atracción hacia la organización comenzó cuando asistí a una reunión para compartir vivencias e inquietudes a partir de los talleres dictados; conocí a otros facilitadores y pude observar el interés por ser cada vez más efectivos en la actividad de los talleres y en prestar un servicio que tuviera impacto positivo en los participantes.

Continué asistiendo a talleres y comencé a vincularme de manera más cercana con la gente que conformaba la Junta Directiva de Unión Vecinal y fue cuando me enamoré de mi organización: me relacioné con un grupo de gente trabajadora que hace un trabajo de hormiguita… podemos decir que su único, pero inmenso recurso, es el gran amor con que hacen lo que hacen, siempre con alegría y en búsqueda del bienestar colectivo de las personas para quienes trabajan. Y decidí que no quiero ser una asociada más, sino una asociada como ellos y por eso, me siento ganada y a la vez comprometida para que nuestra organización sea cada vez más una referencia de responsabilidad y congruencia, así como de dedicación a contribuir sistemáticamente al fortalecimiento del capital humano en todos aquellos espacios en los cuales podamos actuar, con miras a ampliar nuestro ámbito de acción para beneficio de la gente, de manera de hacer honor a nuestro lema de “construir puentes gente con gente”.

Siendo activa en Unión Vecinal he tenido la oportunidad de trabajar en diferentes comunidades de Caracas y de viajar al interior del país y cada vez ratifico mi creencia de que sólo trabajando directamente con la gente podemos conocer sus inquietudes para así estar en permanente revisión y reestructuración de lo que es nuestro trabajo, pues creemos que necesitamos estar siempre en mejoramiento continuo, de manera que podamos fluir con los cambios.

En ese fluir, viviendo la experiencia del día a día en nuestras comunidades, ratificamos nuestro convencimiento de que hoy, mas que nunca, necesitamos trabajar con las personas de manera de contribuir a potenciar sus fortalezas, su formación para el ejercicio de su ciudadanía y su desarrollo personal, todo ello como una manera de aportar para logar actitudes de prevención de la violencia. En ello estoy comprometida.

También ha sido un aprendizaje la manera como Unión Vecinal se mantiene en permanente relación con otras organizaciones similares a fin de participar en esas redes que como ciudadanos necesitamos fortalecer para tener el país que deseamos y merecemos.

Estar en Unión Vecinal es una invitación permanente a hacer cosas, a vincularse con la gente y a crecer. Puedo sentir mi energía moverse para avanzar y cada logro que obtenemos lo vivo como un impulso que me dice que vamos por el camino que se planteó la organización desde su nacimiento … Y yo quiero estar allí participando.

Zoraida Pacheco de Martínez.

-o-

Zoraida es actualmente nuestra Directora de Organización y Proyectos.

Sigamos juntos construyendo puentes GENTE con GENTE.

[email protected]